UNA VENTANA AL MUNDO DE LA PASIÓN CIENTÍFICA

Mentiras por un tubo


Texto escrito por Alejandro Mendoza

De todos es conocida la controversia existente en cuanto a imagen personal se refiere. Pero si lo llevamos un poco más allá y analizamos los productos que mantienen nuestro aspecto juvenil (o eso nos prometen), comenzamos a darnos cuenta de lo que realmente ocurre: estamos gastando nuestro dinero y nuestros ahorros en productos mentira.

¿Cuántos de nosotros no hemos sido asaltados por vendedores de cremas que contienen colágeno o ubiquinona, más conocida como coenzima Q10? Ahora bien, ¿realmente funcionan? Cuando se trata de hacer negocios, las promesas son celestiales y casi nos venden la eterna juventud. Sin embargo, y para no entrar en polémica, os dejo unas cuantos ejemplos para que juzguen ustedes mismos.

Cremas con colágeno

El colágeno es una proteína importantísima en nuestro organismo ya que nos aporta varias funciones vitales como proporcionarnos firmeza, elasticidad e integración de la estructura de nuestro cuerpo, transmisión de la fuerza en los tendones y ligamentos, etc. Su tamaño es de 300 kDa (unidad de medida utilizada para medir moléculas), lo cual la hace una proteína bastante grande.

Ilustración 1
Ilustración 1. Visión idealizada de gran parte de  los consumidores

Ahora bien, nuestra piel tiene un límite de absorción y para bien o para mal, dista mucho de permitir la entrada de moléculas con un tamaño como el del colágeno. Cuando se aplican cremas que en su fórmula integren el colágeno, realmente lo que estamos haciendo es aplicarnos una mentira (y de un tamaño considerable). Dicho de otra forma, estamos intentando meter el coche por la puerta de entrada de nuestra casa.

Ilustración 2
Ilustración 2. Estructura del colágeno

Estas cremas prometen un efecto rejuvenecedor a toda costa, disminuyendo las arrugas ocasionadas por la edad y otorgando un aspecto a una señora de 60 años como si tuviera 20. Pero lo que es para reírse, es que en la gran mayoría de los anuncios publicitarios de estas cremas aparecen personas cuya edad no supera los 30 años. ¿No es un poco sospechoso?

Cremas con coenzima Q10.

Otro bombazo en ventas fueron las cremas con ubiquinona o coenzima Q10. La ubiquinona es una proteína que interviene en múltiples reacciones redox que ocurren en la mitocondria con el fin de proporcionarnos ATP, nuestra moneda de intercambio energético. El argumento por el cual muchas compañías venden este producto se basa en nuestro aumento de la oxidación con el paso de los años. Dicho de otro modo, cuanto más viejos somos, más oxidados estamos, por lo que justifican que el uso de la coenzima Q10 nos va a devolver nuestro estado previo a esta oxidación y con ello, nuestro aspecto juvenil. Y no solo eso, nos aseguran que también bajan el colesterol malo con el mismo producto.

Ilustración 3
Ilustración 3. Cápsulas de Q10

La EFSA (Agencia Europea de Seguridad Alimentaria) ha asegurado de que las cremas enriquecidas con coenzima Q10 no tienen ningún efecto antioxidante. La trama de estas empresas es increíble, pues hay casos en las que emplean a pacientes hipertensos que están en tratamiento mientras se les aplica el producto. Debido a que los pacientes mejoran, ellos se hacen merecedores de tal hecho gracias a la crema y no al tratamiento médico específico para la hipertensión. Como veis, otra mentira asegurada.

Ilustración 4
Ilustración 4. Estructura Q10.

Estos han sido solamente dos casos de productos cuya utilizad es nula. En el mercado actualmente hay incontables cremas para rejuvenecer y revivir nuestro aspecto juvenil, pero no deja de ser una mentira más para beneficio (económico) de unos pocos. Para finalizar, solo aconsejo leer, informarse antes de comprar y tener siempre un espíritu crítico, pues la maraña de mentiras manipuladas y las falacias pseudocientíficas están aseguradas para que se consiga aumentar el volumen de ventas de estos productos.

Referencias

Crane, Frederick L. “Biochemical functions of coenzyme Q10.” Journal of the American College of Nutrition 20.6 (2001): 591-598.

Choi, Jin-Ho, Yeon-Woo Ryu, and Jin-Ho Seo. “Biotechnological production and applications of coenzyme Q10.” Applied microbiology and biotechnology 68.1 (2005): 9-15.

Scientiablog

ocu.org

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *